Brasil: El grito que nos devolvió el alma

Texto: Carmen Diniz / Colaboradora de Resumen Latinoamericano.

Brasil vive el carnaval 2019 como un grito de guerra. En todo el país los bloques de las comparsas mostraron la crítica del pueblo al gobierno actual al grito de “Lula Libre”.

Las frases se han multiplicado del norte hasta el sur del país, liberando el grito de las gargantas  de los brasileños con se había visto en mucho tiempo.  El actual presidente fue objeto de las frases más duras, como: “Eh, Bolsonaro, ve a tomar por C..” dicho bien alto y con sonido, o: “Doctor, yo no me engaño, Bolsonaro es paramilitar”.

En contrapartida el actual presidente decidió mostrar al carnaval, la fiesta más popular del pueblo, como una expresión de bajo nivel y para provocar publicó mensajes obscenos (!?) en su cuenta de tuiter, lo que generó una explosión de críticas nacionales e internacionales una vez más con la exposición de su triste figura al ridículo.

En la ciudad de Olinda, del nordeste brasileño, los tradicionales muñecos gigantes salieron este año homenajeando en sus laderas al Presidente Chávez, Lula y Marielle Franco en un grito que exige justicia y libertad.

En Río de Janeiro, específicamente, Lula y Marielle fueron recordados en muchos bloques, bandas y principalmente en el sambódromo, donde la Escuela de Samba Mangueira, vencedora del título Campeón 2019 homenajeó a “los indígenas, los olvidados” o “ninguneados”, al decir de Eduardo Galeano, contando la historia que los libros oficiales no cuentan: los negros, los pobres.

Desfile perfecto y maravilloso de la Mangueira que politizando el carnaval trajo a la avenida el verdadero Brasil que el gobierno actual no puede ocultar.

El homenaje a Marielle fue mostrado en todo el mundo. La emoción que la Mangueira trajo a la avenida Marqués de Sapucai “lavó el alma” de los brasileños y brasileñas provocando con ironía a la clase dominante con un hermoso samba y un desfile perfecto. Mucha gente lloraba de emoción este lunes de carnaval a los gritos de “es campeona” al final de la presentación, con uno de los sambas más bonitos de la historia de los desfiles.

“La historia que la historia no cuenta”, es el coro de la canción que deleitó al público que siguió el homenaje a Marielle Franco / Foto: Reuters.

La importancia de la imagen anterior puede ser evaluada en algunos hechos.  En las elecciones del 2018 el candidato a gobernador del estado de Río de Janeiro Wilson Witzel, en una plaza pública con otros dos candidatos del mismo partido del actual Presidente, rompieron una placa con el nombre de la Concejal Marielle Franco en Cinelandia en un acto grotesco y agresivo, afirmando que, si ganasen la elección “el orden será restablecido”. Triste episodio.  Se eligieron y en el carnaval lo que se vio fue también una placa con su nombre.

Y en este inicio de marzo el pueblo brasileño da comienzo a una reacción a la nueva etapa de la política actual y demuestra su  insatisfacción y sus reclamos con los rumbos del país en su fiesta más importante.

MARIELLE PRESENTE! 

LULA LIBRE!

LULA INOCENTE!

Foto de portada: Carl de Souza / AFP.

Deja un comentario