El Movimiento de Países No Alineados ante los retos globales: Declaraciones desde Cuba ante la próxima reunión de coordinación

Por Laura V. Mor/ Resumen Latinoamericano Corresponsalía Cuba / Foto: Yaimi Ravelo.

“Hoy resulta imprescindible preservar la unidad del Movimiento de Países No Alineados, que es su principal fortaleza, y su papel como mecanismo de concertación política para enfrentar los retos globales” declaró este lunes la Viceministra de Relaciones Exteriores Anayansi Rodríguez al ofrecer a la prensa acreditada en Cuba detalles sobre la próxima reunión ministerial del Buró de Coordinación del Movimiento de Países No Alineados (MNOAL) que se celebrará los días 20 y 21 de julio en Caracas bajo el lema “Promoción y consolidación de la paz a través del respeto al derecho internacional”.

Los días 18 y 19 sesionará la reunión de altos funcionarios que concluirá con la adopción de la Declaración Política de Caracas y el Documento Final de la reunión ministerial, cita preparatoria de la 18 cumbre del MNOAL, la cual tendrá lugar en Bakú en octubre próximo. El 20 de julio sesionará también el Comité Ministerial del MNOAL sobre Palestina, del cual Cuba es miembro.

“Será una ocasión propicia para adoptar una declaración de apoyo a la causa del pueblo palestino y al pleno ejercicio de su derecho a la libre determinación y a un Estado independiente y soberano en la fronteras anteriores a 1967, con Jerusalén oriental como capital”, afirmó la viceministra Rodríguez.

El MNOAL, fundado en 1961, constituyó desde su gestación una herramienta esencial en la defensa de la paz mundial y en el proceso de descolonización de África y Asia, así como en la formación de decenas de Estados soberanos. Cuba es país fundador de este movimiento y “está plenamente comprometida con los principios de Bandung” según afirmó la viceministra.

Esos principios fundacionales (conocidos como los “Diez Principios de Bandung”) son los que deben sentar las bases para las relaciones entre las naciones al ser adoptados como los principales fines y objetivos de la política de no alineamiento y los criterios centrales para la membresía del MNOAL, ratificados en la XIV Cumbre (celebrada en La Habana en el año 2006) al adoptarse la Declaración sobre los propósitos y principios y el papel del Movimiento de Países No Alineados en la coyuntura internacional actual”. En ellos se destaca el respeto por los derechos fundamentales del hombre teniendo en cuenta losprincipios de la Carta de las Naciones Unidas, el reconocimiento a la igualdad de razas y naciones sin importar su rol en la geopolítica ni en el orden mundial, el respeto a la autodeterminación y al derecho de toda Nación a defenderse, la abstención a participar en acuerdos de defensa colectiva con vista a favorecer los intereses particulares de grandes potencias, el respeto a la justicia y las obligaciones internacionales, la promoción de la cooperación recíproca entre los países y la importancia de utilizar medios pacíficos para la resolución de conflictos entre Estados soberanos.

Cuba reitera su compromiso ineludible para continuar trabajando con los estados miembros del Movimiento” (que cuenta actualmente con 118 países miembros, 16 países observadores y 9 organizaciones observadoras) “por el establecimiento de un orden internacional justo, democrático y equitativo, que responda al reclamo de paz, desarrollo sostenible y justicia de todos los pueblos del mundo” afirmó Rodríguez; evidenciando que el país comparte “con los miembros del MNOAL el rechazo a la injerencia en los asuntos internos de los estados y los intentos de cambio de régimen que promueven algunas potencias”.

Según adelantó la viceministra, Cuba abogará en la próxima reunión de coordinación por la preservación y fortalecimiento del multilateralismo y la solución pacífica de los conflictos a través del diálogo y la negociación, a la vez que reclamará nuevamente el cese de las agresiones radiales y televisivas contra el país y la devolución del territorio ocupado ilegalmente por la Base Naval de Guantánamo.

En este sentido, Rodríguez aseguró que “el Movimiento debe continuar abogando por garantizar el respeto a la igualdad soberana de los Estados y el derecho inalienable de cada Estado a elegir libremente su sistema político, social, económico y cultural, sin ninguna injerencia de otro”.

La lucha por la paz y por un orden económico justo, por una solución adecuada a los agobiantes problemas que afectan a nuestros pueblos se convierte, a nuestro juicio, cada vez más, en la cuestión fundamental del Movimiento de Países No Alineados”, afirmó Fidel en la VI Conferencia del MNOAL (La Habana, 3 de septiembre de 1979). 40 años después continúa siendo esa la cuestión fundamental que contrarreste las sucesivas y sistemáticas políticas injerencistas de las administraciones estadounidenses contra la soberanía y libre autodeterminación de las naciones y Estados soberanos.

cubaenresumen

Corresponsalía en Cuba de Resumen Latinoamericano

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: