Haití: Denuncian asesinato de 19 periodistas

Los crímenes contra los periodistas haitianos permanecen en la impunidad, ante la falta de respuesta de las autoridades.

La Oficina Integrada de Naciones Unidas denunció este martes el asesinato de 19 periodistas en Haití desde el año 2000, de ellos tres solo entre enero y marzo de este año, por lo que llamó al Gobierno a condenar los crímenes.

Según la Organización de Naciones Unidas (ONU), la cuestión de seguridad en el gremio es preocupante, pues la prensa juega un rol esencial en la sociedad y es responsable de brindar una buena información, permitir el debate libre y abierto sobre el estado de las cosas y los cambios a realizar en la sociedad.

“En Haití, la inseguridad de los periodistas y la impunidad esperada pueden favorecer la violación de muchos derechos humanos, además de la libertad de expresión y la libertad de prensa, así como fomentar otras formas de criminalidad”, criticó la ONU en el marco del Día Internacional de la Libertad de Prensa.

De igual forma, exhortó a los poderes públicos a hacer todo lo necesario para prevenir los asesinatos y castigar a los criminales y las agresiones y amenazas contra los comunicadores.

Durante la jornada, el primer ministro Ariel Henry homenajeó a los trabajadores de la prensa. «En este día, quiero rendir un sentido homenaje a estos valientes trabajadores de la prensa por su continuo compromiso con la libertad de expresión. Reconozco y valoro su lucha por el derecho a la información», publicó en Twitter.

En enero, los periodistas Wilguens Loussaint y Amady John Wesley fueron baleados por bandas armadas que operan en la barriada Laboule 12, ubicada al suroeste de Puerto Príncipe, ciudad capital, cuando trabajaban en un reportaje sobre el aumento de la inseguridad.

También fue ultimado Lazarre Maximilien, aparentemente por parte de la Policía, en febrero pasado, mientras cubría una manifestación de empleados textiles que reclamaban aumentos salariales.

Otro de los comunicadores asesinados fue el reportero Diego Charles, quien fue masacrado en junio de 2021 junto con una veintena de personas en Delmas, y dos años antes al menos otros dos fallecieron en medio de la crisis política del país, y otros fueron agredidos o recibieron amenazas de muerte.

Pese a que la Policía anunció la apertura de investigaciones en la mayoría de los casos, las autoridades no han dado respuesta a los crímenes.

Tomado de Telesur / Foto de portada: EFE.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.