Cuba en Datos: ¿Cómo se cuenta el bloqueo?

Por Andy Jorge Blanco.

Todavía hay quien dice que el bloqueo no existe, que es una falacia o un invento de Cuba. El mundo entero lo condena cada año, ¿pero es irreal? Hay quien le resta importancia. Y, si bien es cierto que todos nuestros problemas no recaen siempre en la unilateral política de Washington, el bloqueo contra la Isla ha causado daños que ascienden a los 154.217,3 millones de dólares durante 60 años.

Según el más reciente informe de Cuba sobre los efectos del bloqueo –a presentarse los días 2 y 3 de noviembre próximos ante la Asamblea General de Naciones Unidas–, solo entre agosto de 2021 y febrero de 2022, esta política causó pérdidas a Cuba en el orden de los 3.806,5 millones de dólares. La cifra es 49% superior a la reportada entre enero y julio de 2021 y representa un récord en apenas siete meses.

Es reflejo del impacto recrudecido del bloqueo sobre las exportaciones cubanas, principalmente en el sector turístico, la despiadada persecución a las operaciones bancario-financieras del país, los costos por reubicación geográfica del comercio, las afectaciones a la producción y los servicios que se prestan a la población y los obstáculos para acceder a tecnologías de avanzada”, refiere el informe.
Con la llegada de Joe Biden a la Casa Blanca pudo pensarse, en un inicio, que se modificarían algunas medidas relacionadas con el bloqueo. Sin embargo, la realidad demostró que los cambios de la actual administración no han sido significativos en ese sentido.

¿Se le permite a Cuba importar, desde terceros países, bienes que contengan más de un 10% de componentes estadounidenses? ¿Se eliminó la Lista de Entidades Cubanas Restringidas y la de Alojamientos Prohibidos? ¿Pueden realizarse las remesas mediante canales formales o institucionales? La respuesta es negativa. La administración Biden poco se ha acercado al avance en las relaciones bilaterales que existió durante la presidencia de Obama. En cambio, ha mantenido intactas la mayoría de las 243 medidas aplicadas por Donald Trump contra la Isla.

Para que se tenga una idea: Solo en los 14 primeros meses del gobierno de Biden, los daños ocasionados por el bloqueo de Estados Unidos contra Cuba ascendieron a 6 364 millones de dólares, lo que representa una afectación de más de 454 millones de dólares mensuales y más de 15 millones de dólares diarios, de acuerdo con el documento.

Persiste el empeño de generar carencias materiales, escasez, sembrar el desaliento, la insatisfacción y provocar daños al pueblo cubano, así como obstaculizar las posibilidades de progreso económico en un escenario de grave crisis global”, subraya.

Veamos algunos ejemplos que destaca el informe:

En octubre de 2021, el suministrador de origen francés CNIM comunicó a la Empresa comercial DEVEXPORT que no podría continuar con los contratos de piezas de repuesto para la Central Termoeléctrica Antonio Guiteras. ¿Cuál fue el motivo? Se habían comprometido a no financiar a ningún país sometido a las sanciones de la Oficina para el Control de Activos Extranjeros (OFAC) y del Departamento de Estado de los EE.UU.

Por otro lado, existen medicamentos que son estándares terapéuticos en el mundo, los cuales no están disponibles para pacientes cubanos. Como consecuencia, no se han podido iniciar estudios clínicos de enfermedades autoinmunes, como la psoriasis, la esclerosis múltiple, y las enfermedades neurodegenerativas.

Entre agosto de 2021 y febrero de 2022, un grupo considerable de bancos se negó a tramitar pagos a proveedores de la empresa cubana importadora de alimentos ALIMPORT, relativos a productos como soya, grasa vegetal, pienso porcino, salchichas, entre otros.

En igual periodo, la Empresa cubana TRANSIMPORT realizó 518 solicitudes de equipos automotores, tractores, baterías, motores, montacargas, partes y piezas, entre otros. Sin embargo, solo recibió el 9% de las demandas realizadas a proveedores extranjeros.

Asimismo, se identificaron un total de 100 bancos extranjeros involucrados en 261 acciones de cierre de cuentas y de contratos bancarios establecidos, devolución de transacciones, así como negativas a la apertura de cuentas.

Por otro lado, la plataforma digital de alojamiento Airbnb Payments, Inc. debió pagar a inicios de 2022 una multa de 91 172 dólares impuesta por la OFAC, por aceptar pagos de estadounidenses que viajaron a Cuba fuera de las categorías autorizadas por la Casa Blanca.

Más recientemente, durante el incendio en la Base de Supertanqueros de Matanzas, la Asociación Nacional de Amistad Italia-Cuba no pudo realizar una transferencia a la cuenta del Banco Financiero Internacional (BFI) destinada a donaciones en caso de emergencia. ¿Por qué? Se alegaba que el BFI se encontraba en la lista de entidades sancionadas por el Departamento de Estado de los EE.UU.

¿No es una política que lacera la vida de los cubanos? ¿No viola los derechos humanos de toda una nación durante más de 60 años?

El Departamento General de Contraloría del gobierno de los Estados Unidos (USGAO, por sus siglas en inglés) ha señalado que el bloqueo contra Cuba “es uno de los conjuntos más completos de sanciones impuesto por los Estados Unidos a cualquier país”. ¿El bloqueo no existe? Ahí están los números y están, por sobre todas las cosas, las historias.

Tomado de Cubadebate/ Infografías: Edilberto Carmona Tamayo.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: