«Nuestra democracia está en riesgo»: Biden espera una victoria demócrata en el Senado

El actual presidente de Estados Unidos, Joe Biden, aseguró a la prensa que temía las dificultades a su gestión si los republicanos vencen en las elecciones parlamentarias intermedias que tendrán lugar este 8 de noviembre.

A la pregunta de cómo valoraría la nueva realidad en caso de que los republicanos triunfaran, Biden respondió, según la Casa Blanca, que sería «más complicado» gobernar.

Los demócratas afirman que los triunfos republicanos podrían reconfigurar profunda y adversamente al país, eliminando el derecho al aborto a nivel nacional y desatando una amplia gama de amenazas al futuro mismo de la democracia estadounidense. Los republicanos, por su parte, aseguran que la población está harta de las medidas de Biden en medio de una enorme inflación y preocupaciones sobre la delincuencia.

«Sabemos en el fondo que nuestra democracia está en riesgo. Pero quiero que sepan que estaremos a la altura», declaró Biden durante un evento de campaña en el estado de Maryland, donde los demócratas tienen la oportunidad de retomar la gobernación, que actualmente se encuentra en manos republicanas.

Poco tiempo después, a su regreso a la Casa Blanca, Biden fue más sincero y dijo «creo que ganaremos el Senado. Pienso que es más difícil con la Cámara de Representantes».

El líder estadounidense, de 79 años, considera que los candidatos de su partido podrán ganar los comicios para renovar la totalidad de la Cámara de Representantes y un tercio del Senado. Actualmente los demócratas controlan las dos cámaras del Congreso.

Las elecciones intermedias siempre son importantes porque un cambio en el control de la Cámara de Representantes o el Senado —las dos cámaras del Congreso de EEUU— puede frustrar los planes de un presidente en funciones. El control del Congreso también podría afectar varias pesquisas abiertas contra el expresidente Donald Trump, incluyendo su hipotético papel en el asalto al Capitolio del 6 de enero de 2021.

Docenas de candidatos estatales han dicho que las elecciones de 2020 fueron robadas, algunos candidatos a puestos que validan elecciones se han negado a decir si certificarán los resultados de 2024. Y ya hay más de 100 impugnaciones legales contra las elecciones de este año.

De acuerdo con el último sondeo de la entidad Sabato’s Crystal Ball, los republicanos vencerán en las elecciones con 237 de los 435 escaños en la Cámara de Representantes, el Senado también pasaría a control de los republicanos con 51 curules de un total de 100.

Tomado de Sputnik / Foto de portada: AP / Patrick Semansky.
 
 

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: