Exrelator especial de las Naciones Unidas: EEUU e “Israel” deberían ser responsabilizados por crímenes internacionales

Un exrelator especial de las Naciones Unidas sobre los derechos humanos de los palestinos criticó la hipocresía de Occidente y cuestionó los llamamientos de EEUU y otros países occidentales para enjuiciar a Rusia, mientras que EEUU e “Israel” aún no han sido responsabilizados por crímenes internacionales.

En un artículo publicado el sábado, Richard Falk hizo referencia al castigo de EEUU al Tribunal Penal Internacional (TPI) por autorizar investigaciones sobre crímenes cometidos por EEUU en Afganistán y el régimen israelí contra los palestinos.

La administración del entonces presidente Donald Trump impuso sanciones personales a la fiscal del TPI, “presuntamente por atreverse a desafiar a los EEUU de esa manera a pesar de que su comportamiento fue totalmente respetuoso con su rol profesional y consistente con los cánones relevantes de la práctica judicial”, dijo Falk.

El experto de la ONU dijo además que el primer ministro israelí también criticó como “puro antisemitismo” la decisión del TPI de investigar los crímenes cometidos por “Israel” en los territorios palestinos, y agregó que la medida fue “desafiantemente rechazada por los líderes israelíes de todo el espectro político”.

En ese contexto, existe un dilema liberal típico cuando se enfrenta a una clara criminalidad, por un lado, y una pura hipocresía geopolítica, por el otro”, agregó.

Falk enfatizó que la esencia de la ley es tratar a los iguales por igual, “pero el orden mundial no está constituido así”.

“Como se sugirió, hay una ‘justicia de los vencedores’ que impone la rendición de cuentas a los líderes derrotados en las guerras, pero una completa falta de responsabilidad por los crímenes de los ganadores geopolíticos”.

También señaló que la Carta de la ONU otorgó estatus constitucional a la impunidad geopolítica “al otorgar a estos vencedores en la Segunda Guerra Mundial un derecho incondicional de veto, y esto, por supuesto, incluye a Rusia”.

Refiriéndose a la ejecución del ex dictador iraquí Saddam Hussein después de la invasión estadounidense de Iraq en 2003, Falk dijo: “Cuando se trata de rendición de cuentas, los dobles raseros siguen vigentes, ilustrados por la irónica ejecución de Saddam Hussein por crímenes de guerra a raíz de una guerra de agresión contra Iraq”.

¿Por qué Ucrania?

También planteó otra pregunta sobre por qué Occidente pide el enjuiciamiento de Rusia por cometer presuntos delitos en Ucrania, mientras que ha guardado relativamente silencio sobre otros delitos cometidos en Yemen, Afganistán, Myanmar y Palestina.

“Ciertamente, una parte de la explicación es que las víctimas ucranianas de abusos son blancas, europeas y cristianas, lo que facilitó a Occidente la movilización de los principales medios de comunicación mundiales y la prominencia internacional otorgada a Volodymyr Zelensky, el asediado, El enérgico líder ucraniano recibió un acceso sin precedentes a los escenarios globales más influyentes de la opinión mundial”.

Falk señaló que “Occidente se ha esforzado por hacer que la Guerra de Ucrania se trate de algo más que Ucrania”.

Agregó que la guerra se está produciendo en dos niveles: una guerra tradicional entre las fuerzas rusas y ucranianas, “entrelazada con una guerra geopolítica global entre EEUU y Rusia”.

Refiriéndose a los comentarios hechos por el presidente de EEUU, Joe Biden, contra Rusia, Falk dijo que “se vuelve crucial entender que en la guerra geopolítica, EEUU es el agresor”.

Tomado de AlManar.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.