Respuesta obscena de presidenta Asamblea Nacional de Ecuador desata ira y dice que no renunciará

Por Liset García * / Colaboración Especial para Resumen Latinoamericano.

La Asamblea Nacional de Ecuador está al borde de un conflicto por el irrespeto no solo a la ciudadanía que eligió a sus diputados, sino a su propio pleno y las leyes del país, que parecen estar a un lado de quienes encabezan ese legislativo.

El abogado Fausto Jarrín, diputado por la fuerza Unión por la Esperanza (UNES) –que con 49 curules es mayoría en el plenario de 137 asambleístas–, presentó una demanda en contra de los siete miembros del Consejo de Administración de la Legislatura (CAL) para que sean investigados, y arremetió contra su presidenta Guadalupe Llori, la que debe ser separada del cargo, según aseguró.

Con esa propuesta coinciden representantes de otras bancadas, como los del Partido Social Cristiano (PSC), cuyo presidente Esteban Torres, acompañó la demanda. El legislador acusó a la presidenta de la Asamblea de incumplir sus funciones por no haber dado paso a la apelación a su cargo y haber excedido los plazos para la reinstalación de las sesiones, algo que viene ocurriendo con frecuencia, causas por las cuales pidió la destitución de Llori.

Ambos asambleístas consideran que el Ejecutivo demerita constantemente la autoridad de la Asamblea Nacional y critican que no exista una «cabeza» que defienda al Poder Legislativo. Además, fustigan a Llori por no guardar «orden ni coherencia en su actuar».

En su cuenta de la red social Twitter, la bancada de Unes aseguró que frente al incumplimiento de sus funciones, presentamos una denuncia contra los siete miembros del Consejo de Administración Legislativa. Ahora deberán tramitarla conforme lo establece la Ley. Se acabaron los obstáculos, es hora de decirle #SíALaTransparencia.

Sin embargo, la presidenta de la Asamblea Nacional ha dicho que «por el momento» no renunciará a su cargo y luchará por el respeto a los procedimientos legales.

Al parecer uno de los procedimientos legales que ella considera válidos es hacer un gesto obsceno con el dedo del medio de su mano, dar la espalda al plenario y suspender la sesión, hecho que ha tenido amplia repercusión en las redes. El video de ese momento dura apenas tres segundos y se compartió por numerosos usuarios.

Un abogado, Xavier Bahamonde, publicó hace dos días en su cuenta de Twitter un video que habla por sí solo. Y escribió: “Este es el nivel de la Presidenta de @AsambleaEcuador, primer poder del Estado. Sin palabras”. No solo por el gesto obsceno, sino por su improfesional proceder.

Al propio tiempo, decenas de mensajes de apoyo a la propuesta e Unes y el PSC defienden esa decisión. Uno de ellos, el twittero @alexismoncayo que se autotitula ecuatoriano de bien y motociclista aficionado, escribió que “La Izquierda Democrática y Pachakutik demostrando que los resultados de febrero del 2021 fueron una quimera, que no tenían ningún proyecto de país y que todo correspondía a la suma de intereses particulares, personales y a la pura casualidad”.

Otra asambleísta alterna por la región indígena deTungurahua, por la bancada de la Revolución Ciudadana, Selena Andagana @SelenaAndagana expresó también en Twitter que “ese panorama viene desde años atrás, la estrategia es llegar al poder, poner alfombra roja al ejecutivo, y sentarse a negociar. El pueblo no está ni en sus sueños, menos aún en sus proyectos”.

En el documento presentado por Fausto Jarrín se solicita tramitar la denuncia por la Comisión Pluripartidista ad hoc, la que según la ley es obligación del Consejo de Administración Legislativa disponer que el pleno de la Asamblea Nacional la conforme y se disponga la sanción a Guadalupe Llori Abarca en su calidad de presidenta y primera autoridad del CAL.

Al contrario de lo que se esperaba, la presidenta acusa a la Asamblea en una maniobra en la que solicitó una medida cautelar contra el parlamento. Y nombró a Julio César Obando para que fuera el juez actuante en contra del pleno de la Asamblea Nacional

Y así fue. Este martes último los jueces Julio César Obando, Olga Ruiz y Mabel Tapia resolvieron admitir una petición de medidas cautelares presentada por Llori, para que la Asamblea se abstenga de conocer, debatir y resolver el pedido del proyecto de resolución para la creación de dicha comisión ad hoc pluripartidista e impedir que se investiguen las actuaciones del CAL, incluida a la propia presidenta.

En ese juego de poder en el que reinan el cinismo y la hipocresía, en un país que tanto ganó en materia de democracia y empoderamiento de las clases humildes, la mujer, la población indígena, no se entiende cómo es posible subvertir el orden constitucional con tanta desfachatez.

Mientras persisten los reclamos de destitución de la presidenta de la Asamblea, como si no pasara nada ella reitera que no ha incumplido con ninguna norma ni procedimiento parlamentario, ni ha violado la ley ni la Constitución. Parece que ni reconoce que levantó el dedo en un gesto obsceno, y se justificó diciendo que se estaba acomodando los anteojos. Su respuesta motivaría a risa si no fuera un hecho tan grave.

(*) Periodista cubana.

Foto de portada: Diario Los Andes.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.