Expresidente salvadoreño denuncia campaña de persecución política

El expresidente de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, denunció este viernes ser víctima de una persecución política tras rechazar las acusaciones de la Fiscalía General de la República (FGR), que reportó la incautación de bienes presuntamente a nombre del exfuncionario.

Ante noticias originadas por la FGR que anuncian la incautación de inmuebles de mi propiedad y cuentas bancarias hago la siguiente declaración: no poseo bienes muebles, inmuebles ni vehículos de mi propiedad”, expresó el exmandatario (2014-2019) en un comunicado.

La FGR informó el jueves pasado que había incautado bienes y cuentas bancarias al ex jefe de Estado y a su familia valoradas en poco más de 1.275.000 dólares, en un proceso de extinción de dominio.

 

 

Sánchez Cerén, quien reside en Nicaragua, indicó en su comunicado que lo único que la FGR le congeló “es la cuenta bancaria donde se me depositaba la pensión, por lo que estoy imposibilitado de acceder a esos recursos, privándome de los medios de mi manutención”.

Pidió a los fiscales presenten pruebas a la población y que cesen los actos de difamación en su contra.

“Si de algo puedo enorgullecerme es de carecer de riquezas materiales, constatado por la Sección de Probidad de la Corte Suprema de Justicia, por ello, exijo las aclaraciones y cese la persecución política en mi contra”, finalizó el expresidente.

 

Tomado de TeleSUR/ Foto de portada: EFE.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: