ONU advierte sobre prolongación de la pandemia de la Covid-19

El secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, advirtió este miércoles que la pandemia de Covid-19 aún no ha terminado y que podría prolongarse más a causa de la desigual distribución de vacunas, que calificó de escandalosa.

En un comunicado en el contexto del segundo aniversario de declararse pandemia al padecimiento, Guterres recordó que la cifra de contagios supera los 446 millones (esto es, una de cada 20 personas) y se han confirmado más de seis millones de muertes.

Explicó que se ha podido contener la propagación del virus gracias a la adopción de medidas de salud públicas sin precedentes y el rápido desarrollo de vacunas, pero estimó que sería un error pensar que la pandemia ha concluido.

Valoró como “escandalosamente desigual” la distribución de vacunas. Puntualizó que cada mes se producen unas 1.500 millones de dosis, pero “cerca de 3.000 millones de personas aún están esperando su primera dosis”.

Catalogó ese resultado como un fracaso y lo achacó a “decisiones políticas y presupuestarias que priorizan la salud de las personas en los países ricos por encima de la salud de las personas en países pobres”. Dijo que con ello surgen nuevas posibilidades de “más variantes, más confinamientos y más dolor y sacrificios en cada país”, y llamó a la comunidad internacional a “poner fin a este triste capítulo en la historia de la humanidad de una vez por todas”.

En igual sentido se pronunció el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El funcionario declaró durante una conferencia de prensa en Ginebra, Suiza, que “la pandemia está lejos de terminar, y no terminará en ningún lugar hasta que se acabe en todas partes”, a pesar de que las cifras de infectados y fallecidos esté disminuyendo a nivel global.

Llamó la atención de que varios países han levantado las restricciones pese a que el virus continúa evolucionando y propagándose.

En particular, apuntó a los crecimientos repentinos de contagios y muertes en muchas naciones de Asia y el Pacífico, y criticó la existencia de “grandes obstáculos en la distribución de vacunas, pruebas y tratamientos en todas las zonas donde se necesitan».

Según la OMS, la semana pasada los contagios y las muertes decrecieron con respecto a los siete días anteriores. Sin embargo, en Asia Oriental los positivos ascendieron un 46 por ciento y los decesos un 29 por ciento.

La OMS declaró pandemia a la Covid-19 el 11 de marzo de 2020, luego de declararse brotes de trasmisión local en todas las regiones del planeta.

Tomado de TeleSUR/ Foto de portada: Europa Press.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.