Rusia revela nuevos detalles de las actividades biológicas de EEUU

Los países occidentales prácticamente sabotearon la votación en el Consejo de Seguridad de la ONU sobre la investigación de las actividades de biolaboratorios de EEUU en Ucrania, denunció este sábado el jefe de las Tropas de Defensa Radiológica, Química y Biológica de las Fuerzas Armadas de Rusia, Ígor Kiríllov.

El alto militar destacó que, pese a que el Consejo no pudo activar un mecanismo para analizar los materiales presentados por Moscú, los resultados de la votación evidencian que la actividad biológica de la Casa Blanca en Ucrania «plantea dudas incluso entre sus aliados más cercanos».

Según el representante ruso, el pasado mes de octubre la Casa Blanca publicó la doctrina en la que se vislumbra el intento de Washington de inmiscuirse en los asuntos internos de otros Estados, dado que EEUU contempla la posibilidad de responder a amenazas biológicas incluso fuera de su territorio. Asimismo, el alto militar sostuvo que en el intento de evitar acusaciones sobre actividades militar-biológicas, el Pentágono restringirá la participación de sus especialistas en los proyectos extranjeros y optará por contratistas civiles. De esta forma, el país pretende reforzar su «control global» en la materia.

Por otra parte, muchas de las actividades de la Agencia para la Reducción de las Amenazas de EEUU (DTRA, por sus siglas en inglés) se ocultan «cuidadosamente incluso a los propios estadounidenses». Entre la información borrada, se destacan los resultados de los experimentos biológicos en Ucrania, afirmó Kirílov.

El alto funcionario indicó que los laboratorios biológicos privados de EEUU no están regulados por el Estado aunque «realizan investigaciones sobre agentes patógenos altamente peligrosos», por lo que surge el riesgo de que se produzcan graves violaciones de los requisitos de seguridad. En particular, se dan numerosas violaciones de los principios básicos de trabajo con patógenos, intentos de encubrimiento de los incidentes por parte de la dirección de los laboratorios y fallos en los sistemas de filtración-ventilación y en los equipos de seguridad.

Asimismo, acentuó que los datos revelados hoy confirman la colaboración entre Kiev y Washington en este ámbito. «Los documentos publicados confirman una vez más la cooperación entre Kiev y Washington, así como los intentos de establecer un control sobre los agentes patógenos en los laboratorios ucranianos», detalló.

En este contexto, Rusia propone reanudar las conversaciones sobre el desarrollo de un protocolo para la Convención sobre Armas Biológicas (CABT, por sus siglas en inglés) que tenga en cuenta los avances de la biología e implique verificaciones eficaces, así como la creación de un comité para evaluar los avances en ciencia y tecnología, con amplia representación e igualdad de derechos, dijo.

Tomado de RT / Foto de portada: AFP.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: