ALBA-TCP: 18 años de unidad y compromiso con la integración latinoamericana y caribeña

La XXII Cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA-TCP) fue inaugurada este miércoles en el Palacio de la Revolución ubicado en La Habana, Cuba. Luego de participar en la sesión extraordinaria del Parlamento cubano que recordó el aniversario 18 de la histórica Alianza Bolivariana.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel anfitrión de la XXII Cumbre del mecanismo de integración regional recibió en la sede de la Presidencia de la República a las autoridades de los países miembros con sus delegaciones, entre ellos sus homólogos de Venezuela, Nicolás Maduro; Bolivia, Luis Arce; y de Nicaragua, Daniel Ortega.

Además, los primeros ministros de San Vicente y las Granadinas, Ralph Gonsalves; de Dominica, Roosevelt Skerrit; entre otras autoridades.

El ALBA-TCP es una plataforma de integración de los países de América Latina y el Caribe, que pone énfasis en la solidaridad, la complementariedad, la
justicia y la cooperación, que tiene el propósito histórico de unir las capacidades y fortalezas de los países que la integran, en la perspectiva de producir las transformaciones estructurales y el sistema de relaciones necesarias para alcanzar el desarrollo integral requerido para la continuidad de nuestra existencia como naciones soberanas y justas.

El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, y el mandatario venezolano, Nicolás Maduro, en la cumbre del ALBA-TCP en La Habana.

Por mejorar la calidad de vida de sus pueblos, entre los logros del ALBA-TCP, desde su creación, destaca la declaratoria como territorios libres de analfabetismo a Venezuela, Antigua y Barbuda, Nicaragua y Bolivia. A ello se une la Misión Milagro, creada para beneficiar a personas de bajos recursos que nunca antes recibieron atención médica para sus afecciones oftalmológicas.

De igual manera, la formación como médicos integrales comunitarios de casi 30 000 jóvenes procedentes de América Latina, el Caribe y África, en la Escuela Latinoamericana de Medicina con sedes en Cuba y Venezuela. Y también se destaca su solidaridad ante las contingencias devenidas de eventos naturales, como fue la pandemia de la COVID-19.

Como principal premisa los jefes de estados de la Alianza Bolivariana ratificaron en esta cumbre el compromiso de fortalecer el ALBA-TCP como instrumento de unión de los pueblos. Sustentado en los principios de solidaridad, justicia social, cooperación y complementariedad económica, fruto de la voluntad política de sus fundadores, el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz y el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías.

Declaración de la XXII Cumbre del ALBA-TCP en conmemoración de su 18º aniversario

Con información de agencias / Fotos: Alejandro Azcuy Domínguez.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: