Rusia y Ucrania acuerdan cuestiones de carácter humanitario y continuar negociaciones

Las delegaciones de Rusia y Ucrania llegaron este jueves a un entendimiento sobre cuestiones de carácter humanitario, entre ellos la necesidad de garantizar corredores humanitarios para la evacuación de civiles, y examinan la posibilidad de decretar un alto el fuego temporal durante las evacuaciones.

Los equipos negociadores de ambos países se reunieron durante esta jornada en Belavezha, región de Brest, Belarús, y apoyaron la idea de continuar las negociaciones.

Estas se producen en el contexto de la operación militar especial desplegada desde el pasado 24 de febrero por Moscú para proteger a la población del Donbás y desmilitarizar-desnazificar a Kíev.

Además de la creación de corredores humanitarios, las delegaciones valoraron la posibilidad de un alto el fuego temporal para organizar esos corredores y la entrega de medicamentos y alimentos en las áreas donde se han reportado los combates más

 intensos.

El jefe de la delegación rusa, el asesor presidencial Vladímir Medinski, declaró a medios de prensa que también abordaron cuestiones relativas a la futura resolución política del conflicto. 

Por su parte, el asesor del jefe de la Oficina presidencial ucraniana, Mijaíl Podolyak, valoró que su país no obtuvo los resultados esperados de la segunda ronda, pero confirmó que habrá un tercer encuentro lo antes posible.

A última hora, la parte ucraniana se manifestó contraria a sostener el encuentro en Belavezha, lo cual concitó el rechazo de los portavoces de la Presidencia y la Cancillería de Rusia, Dmitri Peskov y María Zajárova, respectivamente.

Con anterioridad, autoridades rusas manifestaron su confianza en que las conversaciones conduzcan a una pronta solución del conflicto en Ucrania, que Rusia señala fue provocado por la expansión guerrerista de Estados Unidos y la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Moscú llegó al diálogo con exigencias mínimas, entre ellas la desmilitarización y desnazificación de Ucrania, objetivos claves de su operación militar especial, y que este país reconozca a Crimea como territorio ruso.

Además, exige a Kíev que renuncie a incorporarse a la OTAN y a tener armas nucleares, con lo cual Rusia busca impedir que Ucrania devenga amenaza para su seguridad. 

 

Tomado de TeleSUR/ Foto de portada: RT.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.