Se presenta en Cuba la “Ley Micaela”, una implementación obligatoria para la administración pública argentina

Por Laura V. Mor/ Foto de portada: Syara Salado Massip/ Resumen Latinoamericano Corresponsalía Cuba.

La Habana, 8 de marzo de 2022.- La Embajada argentina en Cuba presentó, con motivo del Día Internacional de la Mujer, la puesta en práctica de la Ley 27.499 de Capacitación Obligatoria en Género, conocida en Argentina como “Ley Micaela”.

Esta ley surgió tras las movilizaciones del colectivo feminista tras el femicidio de Micaela García, una joven argentina de 21 años, asesinada en 2017.

Promulgada el 10 de enero de 2019, establece la capacitación obligatoria anual en temas de género y violencia de género para la gestión pública, lo que abarca a los tres poderes en que se divide el Estado Argentino, aportando herramientas integrales que permitan abordar integralmente la desigualdad y discriminación  de género; que a su vez permitirá diseñar políticas con perspectiva de género.

Argentina ha firmado y ratificado la Convención de Eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer y la Convención Interamericana para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra la mujer, siendo esta ley parte de las obligaciones que el país ha adquirido en ámbitos internacionales y una forma de lograr una mayor presencia estatal también en estos temas, visualizando las prácticas cotidianas que reproducen relaciones de desigualdad de género aún presentes dentro de la administración pública.

La violencia por motivos de género (entendido como los atributos diferenciados que se esperan socialmente en razón del sexo asignado al nacer) puede ser psicológica, física, sexual, económica, simbólica y política, teniendo siempre su base en las asimetrías de poder entre géneros, reflejo de una desigualdad estructural que incluye tanto al ámbito privado como al público.

Por medio de la implementación de la “Ley Micaela” se busca entonces, prevenir y brindar herramientas para actuar ante la violencia de género dentro de la administración del Estado, pero también aquellos paradigmas que la encubren y sostienen, empezando por la esfera de lo público, donde hoy a pesar de los avances, queda mucho por hacer.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.